40 Ideas sobre cómo Afrontar el Dolor y el Sufrimiento

Day 4 of 40

Autonomía y Vulnerabilidad

Tenemos una elección que hacer: sobreproteger y reprimir a nuestros hijos, o confiar en ellos y dejarlos crecer.

En la comprensión cristiana, Dios creó a la humanidad para tener una relación con ella. Las relaciones que se desean son las que maduran con el tiempo. Cuando los niños son niños, son dependientes de los padres con ninguna opción en la relación. Mayor autonomía viene con cada año de vida. Más o menos a los tres años, los niños empiezan a andar por sí mismos un poco más lejos y en la adolescencia desafían las reglas de sus padres y prueban límites. Los padres no reprimen la autonomía de sus hijos (con suerte) porque los padres quieren que sus hijos sean plenamente adultos funcionales capaces de elegir tener una relación con sus padres. De la misma manera, Dios quiere que nosotros elijamos amarlo a él, y la habilidad de poder elegir requiere autonomía. El problema de la autonomía es que crea vulnerabilidad.

En el jardín del Edén, Dios pudo haber protegido a Adán y Eva de todas las vulnerabilidades — físicas, emocionales, sociales y espirituales. Pero la decisión de Adán y Eva de desobedecer a Dios abrió la puerta a la enfermedad física, las vulnerabilidades emocionales y mentales, los desastres naturales, accidentes y actos de la maldad de la humanidad. Sin embargo, también facilitó la opción para la madurez y la elección. Como padres, dejamos a nuestros hijos ir en su bicicleta un poco más lejos, aprender a conducir y salir de casa—aún sabiendo los riesgos de la vida. Si los sobreprotegemos, ellos permanecen dependientes de nosotros y fracasan en madurar y aprender a vivir por ellos mismos. Debemos permitir—y permitirnos — el crecimiento y maduración.

Considera Esto:

  • ¿Cuál es tu comprensión del papel de Dios en el dolor y el sufrimiento que has experimentado en la vida?
  • ¿Cómo sería la vida diferente si Adán y Eva no hubieran recibido la oportunidad de tomar decisiones en el jardín del Edén?
  • Si tú fueras Dios, ¿qué habrías hecho diferente?

Haz Algo:

Escribe lo que crees acerca del papel de Dios en el dolor y sufrimiento que experimenta la gente. Como tú lo haces, piensa en el dolor físico, el dolor emocional o psicológico, el dolor relacional y el dolor espiritual. Comparte tus pensamientos con alguien.

Relacionados
Comentario
  • Artículos Relacionados
  • comments powered by Disqus

Registrarse



¿Ya tienes una cuenta?
o