¿Es Jesús el único camino hacia Dios?
Brownies
header image for '¿Es Jesús el único camino hacia Dios?'

¿Es Jesús el único camino hacia Dios?

Autor: 

¿Acaso todas as religiones son creadas igualmente? ¿En verdad es Jesús el único cammino para conocer a Dios?

Todos sabemos que el mundo está repleto de una amplia variedad de religiones. Aunque no todas las religiones son iguales, a veces las similitudes pueden ser impactantes.

La mayoría de las religiones reconoce un ser o seres divinos; para simplificar, a esa entidad la vamos a llamar Dios. Además, gente de todos los sectores religiosos tiende a creer que hay una barrera entre Dios y los humanos.

Esta barrera se ha identificado como una variedad de cosas: falta de fe, finitud humana, necesidad de iluminación, sufrimiento, pecado. Pero la afirmación común a la mayoría de las religiones es que podemos superar esta barrera en nuestra búsqueda para conocer y experimentar a Dios.

¿Pero es posible que cada religión represente de una manera distinta al mismo Dios?

En la Cumbre de la Montaña

Algunos se lo representan así: Dios está en la cima de una montaña con muchas laderas. En una está el islamismo. En otra, el hinduismo. Y en otra más, el camino del cristianismo. Así con el judaísmo, el confucionismo, las religiones tribales (...): ya se puede hacer una idea. Cada ladera representa una ruta igualmente legítima hacia el mismo destino.

En contraste con esta imagen optimista, muchos cristianos afirman que el único y verdadero camino hacia Dios es a través de Jesús, afirmación muchas veces considerada intolerante y demostrativa de estrechez mental.

¿Entonces cuál es? ¿Todas las religiones conducen al mismo lugar? ¿O verdaderamente es Jesús el único camino hacia Dios?

Afirmaciones Exclusivas Acerca de Qué Hay en la Cima

Desgraciadamente, el panorama del Dios en la cima de la montaña no es tan sencillo como parece. De partida, muchas religiones son exclusivas en sus definiciones de quién es el Dios en la cima de la montaña.

Ciertas formas de budismo y confucionismo no conciben que exista un Dios en absoluto. Por otro lado, los hindúes creen en varios y diversos dioses. También son distintos los cristianos, los judíos y los musulmanes, que afirman que hay un solo Dios verdadero.

Con diferencias tan fundamentales, no todas las religiones pueden estar en lo correcto. O existe Dios, o no existe. O hay muchos diosos, o solo hay uno. Solo uno de estos puntos de vista corresponde a la realidad; la respuesta no puede ser “todas las anteriores”.

En otras palabras, un panorama más preciso de las percepciones religiosas de Dios sería una vasta cadena montañosa con incontables cimas distintas.

Afirmaciones Exclusivas Acerca del Camino

Un segundo problema es que las religiones también son exclusivas cuando se trata de cómo la gente recorre el camino en ascenso a la montaña donde está Dios. Los recorridos hasta la cima son tan diversos como las mismas cimas.

Incluso si nos limitamos a las tres religiones monoteístas dominantes—cristianismo, judaísmo e islamismo—sus caminos hacia Dios entran en conflicto.

Para los musulmanes, el conocimiento de Dios proviene del profeta Mahoma y sus escritos sagrados en el Corán. Pero ni los judíos ni los cristianos consideran a Mahoma como vocero de Dios.

Para los judíos observantes, el conocimiento de Dios se logra a través del cumplimiento de sus mandamientos expresados en la Torá y en la identificación con su pueblo elegido. Pero aunque cristianos y musulmanes respetan la herencia judía de sus credos, ambos creen que el judaísmo está incompleto. Para ellos, el Nuevo Testamento y el Corán -respectivamente- enseñan un camino más completo hacia Dios.

Para los cristianos, el conocimiento de Dios se logra a través de la fe en Jesús como el Mesías y el hijo de Dios y en creer en su muerte y resurección. Pero los judíos rechazan la creencia cristiana de que Jesús es el Mesías, y los musulmanes no creen que Jesús era el Hijo de Dios.1

Agregue a esto la innumerable cantidad de otras ideas religiosas y el resultado es una masa confusa de afirmaciones y credos en su mayoría incompatibles.

Afirmaciones Exclusivas Acerca de Cómo Ascender

Un tercer problema surge de las enseñanzas específicas de cada religión acerca de la voluntad de Dios para nuestras vidas. Si tuviéramos que enumerar todas las prácticas y conductas que cada religión incentiva y prohíbe, encontraríamos otra larga lista de elementos irreconciliables.

Consideremos solo un ejemplo: Si hay un Dios en la cima de la montaña, ¿por qué prohibiría ciertas prácticas (como beber alcohol o adorar imágenes) a algunas personas y permitiría hacerlo entre otras?

La única manera de que estas enseñanzas en contraposición tengan sentido es concebir un Dios así de incoherente (como mínimo), si no esquizofrénico. Pocos dirían que ese fuera un Dios que valiera la pena buscar.

Afirmaciones Exclusivas de los Libros Guía

Después tenemos el hecho de que la mayoría de sus religiones tienen sus propios—y a menudo exclusivos—textos religiosos particulares. Cuando se trata del cristianismo, los mayores obstáculos para una mentalidad universal—la perspectiva de que todas las religiones llevan al mismo lugar—son las afirmaciones exclusivas de la Biblia.

Los autores del Nuevo Testamento enseñan que los humanos están separados de Dios por su naturaleza pecadora. Cuando Jesús murió en la cruz, asumió los pecados de la humanidad a través de su sacrificio. Después, ofreció el perdón de los pecados a todos quienes confiaran en él.

La Biblia también afirma que Jesús resucitó de entre los muertos, conquistando por completo al pecado y a la muerte para todos quienes lo siguieran. El apóstol Pablo lo describió así: “Porque hay un solo Dios, y también un solo mediador entre Dios y los hombres, Cristo Jesús, hombre también, que se entregó a sí mismo como rescate por todos”.2

Las implicancias de estas afirmaciones del Nuevo Testamento tienen grandes repercusiones: hay un solo Dios; hay un solo camino de quedar restaurado ante Dios; ese camino pasa por Jesús y su muerte por nuestros pecados; el camino quedó completo cuando Jesús resucitó en su sepulcro.

Si Jesús no murió por nuestros pecados y resucitó en su sepulcro, entonces la fe cristiana es un engaño. A muchas personas puede darle un propósito en la vida (aunque uno erróneo), pero eso no conduce a Dios. Pero si la Biblia está en lo cierto y las afirmaciones que contiene son verdaderas, entonces todos los otros caminos religiosos hacia Dios alejan del único camino verdadero.

En otras palabras, si hay otros caminos hacia Dios, entonces la vida y la muerte de Jesús fueron innecesarios y su enseñanza acerca de la necesidad de creer en él era falsa.

Su Ascenso

Por último, depende de ti decidir qué crees y si aceptas o no la enseñanza de la Biblia. Tal vez tienes buenos motivos para adoptar otro sistema de creencia y rechazar el relato que hace la Biblia acerca de Jesús.

En cualquier caso, para confiar en nuestras creencias, estas deben ser racionales y coherentes. Y eso comienza con suprimir la noción de que afirmaciones religiosas exclusivas sencillamente presentan distintos caminos hacia el mismo Dios.


  1. Si bien creencias de musulmanes y cristianos sobre Jesús coinciden en muchos aspectos, los musulmanes rechazan la divinidad de Jesús. Los musulmanes creen que Jesús era simplemente un profeta, no verdaderamente el hijo de Dios. Para más sobre esto, ver “Islamic Views of Other Faiths,” Religion Facts, http://www.religionfacts.com/islam/beliefs.
  2. La Santa Biblia, Nueva Versión Internacional © 2011, 1 Timoteo 2:5-6a.
  3. Crédito de Foto: Konstantin Yolshin / Shutterstock.com.
  • Copia este Artículo (HTML)

    Copia el siguiente código y pégalo dentro de tu página web para que puedas mostrar este artículo en tu sitio.

    AVISO: No puedes retirar la información de metadata o copyright y tampoco modificar el contenido. No se autoriza u otorga licencia para usar este material sin la atribución apropiada.
Relacionados
Comentario
  • Artículos Relacionados
  • comments powered by Disqus

Registrarse



¿Ya tienes una cuenta?
o