Cristianos y el Matrimonio Gay
Brownies
header image for 'Cristianos y el Matrimonio Gay'

Cristianos y el Matrimonio Gay

Autor: 

No hay duda que el matrimonio gay es controversial. Pero, ¿esta mal que un cristiano lo apoye?

A lo largo de la historia, la relación entre el cristianismo y la homsexualidad ha sido tensa—cuando menos. Muchos cristianos luchan por reconciliar las creencias bíblicas con los estilos de vida de los amigos y parientes homosexuales.

Para algunos, el asunto es blanco y negro: La homosexualidad está mal. Algunas organizaciones han llevado este punto de vista hasta los extremos del fanatismo. Entre estas se encuentra la Westboro Baptist Church, conocida por llevar a cabo piquetes, protestas y por tener una mentalidad antigay particularmente tóxica.

Sin embargo, la gran mayoría de los cristianos (y de la gente, si vamos al caso) han respondido de manera negativa a organizaciones que obran con el odio como Westboro. Para estas personas, la homosexualidad es un área gris y a medida que el debate político sobre los derechos de los homosexuales se propaga por todos los Estados Unidos, algunas personas se encuentran confrontando—más que nunca—esta pregunta candente: ¿Está mal que un cristiano acepte el matrimonio entre homosexuales?

En resumen, hay tres perspectivas principales que los cristianos están considerando.

Se Nace Así

Algunos cristianos están empezando a preguntarse si la homosexualidad es una decisión o sencillamente una orientación sexual que Dios concede. Esta es la idea: Si Dios ha concedido la homosexualidad, ¿cómo puede ser incorrecta? Como algunos homosexuales sinceramente creen que nacieron con deseos homosexuales, no debemos juzgarlos ni cuestionar sus actos.

Los cristianos razonan que deben aceptar el estilo de vida gay como normativo porque creen que más y más personas manifiestan que esa es su orientación sexual desde que nacieron.

En realidad, sólo un por ciento mínimo de la población estadounidense es homosexual y ese número no aparenta crecer de manera significativa. El Censo del 2000 de los EE.UU. encontró que las parejas homosexuales constituyen menos del 1 por ciento de hogares americanos.1 El Informe de Estudios sobre la Familia (Family Research Report) refleja que “alrededor del 2 al 3 por ciento de los hombres y del 2 por ciento de las mujeres son homosexuales o bisexuales”.2 El Grupo de Trabajo Nacional para Gays y Lesbianas estima que el número es del 3 al 8 por ciento de ambos sexos.3 Más recientemente, un estudio del 2011 realizado por Williams Institute de la Facultad de Derecho de UCLA indicó que un poco más del 3 por ciento de la población adulta americana se identifica como gay, lesbiana, bisexual o transexual.4

No obstante, ya que los medios dan tanta atención a este asunto, uno podría pensar que este segmento de la sociedad está más poblado. De hecho, una encuesta de Gallup sugirió que la mayoría de los estadounidenses piensa que la cifra de homosexuales es tan alta como el 25 por ciento de la población.5 Como los medios han dado tanta atención a este tema, muchos cristianos han empezado a pensar que no son gente informada ni competente si no apoyan la causa gay. Parece ser un movimiento social lógico que debemos apoyar.

Es decir, ¿cómo una persona razonable y pensante puede no aceptar la homosexualidad como normativa? ¿Cómo una persona puede ser cristiana y no amar, aceptar y apoyar a una persona gay? En las mentes de algunas personas, no solamente está en contra de la cultura, sino que es contra-cultural no apoyar los matrimonios gay.

La Biblia y la Homosexualidad

La segunda perspectiva es la histórica, ortodoxa cristiana, que considera La Biblia como una autoridad para la vida y la práctica. La mayoría de los cristianos no apoyan los matrimonios gay porque la Biblia habla tan fuertemente en contra de la homosexualidad, tanto de hombres como mujeres. 

Algunos ejemplos son: Levítico 18:226 y 20:137; 1 Corintios 6:9–108; y Romanos 1:26–28.9 Si intentamos vivir la vida de acuerdo a la Biblia, es difícil ignorar una condena tan fuerte, aunque queramos ignorarla.

Lamentablemente, la verdad es que algunos cristianos han expresado que aborrecen a los homosexuales en nombre de la Biblia. Sin embargo, no hay sitio alguno en la Biblia que condone tal comportamiento en contra de los gays y las lesbianas. De hecho, los cristianos deberían estar consternados ante tales acciones.

Unión Civil

Una tercera perspectiva que crece cada día más entre muchos cristianos es que el gobierno no debería definir el matrimonio. Su opinión es que el matrimonio es un concepto que proviene de la Biblia.

Estos cristianos pueden diferenciar entre el concepto bíblico de “matrimonio” y la idea laica de “unión civil”. Se sienten cómodos con que las parejas gay y lesbianas quieran tener una unión civil, siempre que la comunidad religiosa tenga la libertad de definir el matrimonio como una unión sagrada entre un hombre y una mujer.

Este punto de vista también es sumamente congruente con la idea de la separación de la iglesia y el estado. No obstante, este punto de vista no es popular en la comunidad gay y lesbiana.

Comportamiento Bíblico

Al final, no es nuestra responsabilidad decir que alguien está equivocado si acepta el matrimonio gay. Desde el punto de vista cultural, es mucho más aceptable apoyar el matrimonio gay; desde el punto de vista histórico, los cristianos no han aceptado la homosexualidad como normativa debido a las fuertes advertencias en su contra en la Biblia.

Debes decidir por ti mismo qué papel la Biblia representará respecto a tus creencias y cómo responderás a la Escritura citada anteriormente. No es un tema fácil.

Ya sea que decidas o no aceptar el matrimonio gay, la Biblia aclara que fuimos “creados en Cristo Jesús para buenas obras”.10 Como cristianos, debemos tratar a todo el mundo con amor, bondad y respeto. Todos los cristianos deben dedicarse a “no hablar mal de nadie, sino a buscar la paz y ser respetuosos, demostrando plena humildad en su trato con todo el mundo”.11


  1. Jennifer Robison, “What Percentage of the Population Is Gay?” Gallup, 8 de octubre de 2002, http://www.gallup.com/poll/6961/what-percentage-population-gay.aspx.
  2. Ibid.
  3. Nicholas Ray, Lesbian, Gay, Bisexual, and Transgender Youth: An Epidemic of Homelessness (New York: National Gay and Lesbian Task Force Policy Institute and the National Coalition for the Homeless, 2006), 1. Disponible en http://www.thetaskforce.org/downloads/reports/reports/HomelessYouth_ExecutiveSummary.pdf, accedido el 15 de abril de 2013.
  4. Gary J. Gates, “How Many People Are Lesbian, Gay, Bisexual, and Transgender?” The Williams Institute, abril de 2011, http://williamsinstitute.law.ucla.edu/research/census-lgbt-demographics-studies/how-many-people-are-lesbian-gay-bisexual-and-transgender/.
  5. Robison, http://www.gallup.com/poll/6961/what-percentage-population-gay.aspx.
  6. “‘No te acostarás con un hombre como quien se acuesta con una mujer. Eso es una abominación’”.
  7. “‘Si alguien se acuesta con otro hombre como quien se acuesta con una mujer, comete un acto abominable y los dos serán condenados a muerte, de la cual ellos mismos serán responsables’”.
  8. “¿No saben que los malvados no heredarán el reino de Dios? ¡No se dejen engañar! Ni los fornicarios, ni los idólatras, ni los adúlteros, ni los sodomitas, ni los pervertidos sexuales, ni los ladrones, ni los avaros, ni los borrachos, ni los calumniadores, ni los estafadores heredarán el reino de Dios”.
  9. “Por tanto, Dios los entregó a pasiones vergonzosas. En efecto, las mujeres cambiaron las relaciones naturales por las que van contra la naturaleza. Así mismo los hombres dejaron las relaciones naturales con la mujer y se encendieron en pasiones lujuriosas los unos con los otros. Hombres con hombres cometieron actos indecentes, y en sí mismos recibieron el castigo que merecía su perversión. Además, como estimaron que no valía la pena tomar en cuenta el conocimiento de Dios, él a su vez los entregó a la depravación mental, para que hicieran lo que no debían hacer”.
  10. La Santa Biblia, Nueva Versión Internacional © 1999, Efesios 2:10.
  11. Ibid., Tito 3:2.
  12. Crédito de Foto: wavebreakmedia / Shutterstock.com.
  • Copia este Artículo (HTML)

    Copia el siguiente código y pégalo dentro de tu página web para que puedas mostrar este artículo en tu sitio.

    AVISO: No puedes retirar la información de metadata o copyright y tampoco modificar el contenido. No se autoriza u otorga licencia para usar este material sin la atribución apropiada.
Relacionados
Comentario
  • Artículos Relacionados
  • comments powered by Disqus

Registrarse



¿Ya tienes una cuenta?
o