Explorando a Dios

Explorando a Dios

¿Acaso el explorar a Dios es una búsqueda constante de una figura estática o, en realidad Dios nos busca? Michael Frost habla de lo que significa verdaderamente explorar a Dios.

Preguntas para Discusión y Reflexión Personal

  1. ¿Cómo has intentado explorar a Dios en el pasado?
  2. ¿Qué opinas de la idea de que explorar Dios se trata más "renunciar a la persecusión" y permanecer en quietud?

Bueno, creo que Explora Dios se trata de explorar renunciar a la huída de Dios.
La Curiosidad Colectiva
A veces se puede hablar de explorar a Dios como si estuviera estático, sentado lejos en alguna parte y tú necesitas estar en alguna misión para explorarlo o encontrarlo. De hecho, probablemente estoy más con Frances Thompson, quien escribió un poema hace cien años llamado El Lebrel del Cielo donde dijo que sentía que Dios era como un perro de caza, que podía escuchar sus pasos sobre los adoquines detrás de él. Podía sentir su aliento en la parte posterior de su cuello. Sintió que Dios estaba mucho más interesado en perseguirlo a él. De hecho, para él explorar a Dios significa dejar de huir, renunciar a la huída, darse la vuelta y someterse. Y yo diría lo mismo de animar a la gente a explorar a Dios. Es Dios quien está buscándote a ti. Y explorarlo es, básicamente, ceder, abandonarte. De hecho, creo que C.S. Lewis lo describió de esa manera, dijo que para él conocer a Dios era como desabrocharse, es la forma en que lo describió. Es como desabrocharse a sí mismo y dejarse caer en los brazos de Dios. Así que en lugar de un Dios estático que nos invita a venir, creo que Dios está buscándonos a nosotros. Creo que explorarlo es abandonar la huída, desabrocharse a uno mismo y abandonarse en los brazos amorosos de Dios.